Mejora tu bienestar físico con la ayuda de tu empresa

En el mundo actual, muchas veces nos encontramos en un ciclo de trabajo-sueño-repetición. Muchas personas no tienen tiempo para ejercitarse adecuadamente durante el día debido a sus horarios de trabajo y responsabilidades familiares. Pero ¿sabías que tu empresa podría ayudarte a mejorar tu salud física? A veces todo lo que necesitamos es un poco de motivación y orientación para comenzar.

Índice de contenidos
  1. Ejercicio en la oficina
    1. Ejercicios de estiramiento
    2. Sube las escaleras
  2. Alimentos y bebidas saludables
    1. Botellas de agua reutilizables
    2. Almuerzos saludables
  3. Descansos y "Flextime"
    1. Caminar durante los descansos
    2. Transforma tu escritorio

Ejercicio en la oficina

La mayoría de las empresas tienen oficinas que son ideales para el sedentarismo, pero a menudo se pueden hacer pequeñas modificaciones para introducir más ejercicios en el lugar de trabajo. Algunas empresas ofrecen clases de yoga antes o después del horario laboral, o incluso clases de ejercicios aeróbicos en las instalaciones de la oficina.

Ejercicios de estiramiento

El estiramiento diario puede ser muy beneficioso para tu salud física y requiere muy poco espacio. La mayoría de los ejercicios de estiramiento pueden hacerse mientras estás trabajando, en tu escritorio. Levanta los brazos por encima de la cabeza o dobla las rodillas y aprieta los músculos de la pierna. Estos ejercicios simples pueden ayudar a prevenir lesiones y mejorar la circulación sanguínea.

Sube las escaleras

Incluso cuando se tiene prisa, tomar las escaleras en lugar del ascensor puede ser un buen ejercicio cardiovascular. Si tienes problemas de rodillas o necesitas subir varios pisos, subir las escaleras a la mitad antes de tomar el ascensor sigue siendo mejor que no hacer nada.

Alimentos y bebidas saludables

Dependiendo de la empresa en la que trabajes, puede haber una máquina expendedora o una cafetería disponible. En lugar de optar por la comida rápida o los refrescos llenos de azúcar, considera opciones más saludables, como frutas frescas, verduras crujientes o incluso agua mineral. Muchas empresas ahora ofrecen opciones de cafetería saludable con productos orgánicos y bajo contenido de grasa.

Botellas de agua reutilizables

Además de la conveniencia que ofrecen las botellas de agua reutilizables, también son una excelente manera de mantenerse hidratado durante todo el día. Al tener una botella contigo en lugar de comprar una botella de agua en una tienda, también puedes estar seguro de que no estás consumiendo tanto plástico innecesario.

Almuerzos saludables

Siempre es tentador salir a almorzar con tus amigos, pero a menudo las opciones de restaurantes tienen mucha grasa y calorías. Una solución fácil es preparar tus propios almuerzos saludables en casa y llevarlos contigo al trabajo. Los sándwiches de pavo, ensaladas frescas y frutas son excelentes opciones.

Descansos y "Flextime"

Es fácil perder el sentido del tiempo mientras trabajas y, a menudo, esto significa que te sientas durante muchas horas seguidas. Las empresas pueden ofrecer programas de "flextime" que permiten a los empleados tomar descansos más frecuentes al día o incluso trabajar desde casa. Esto no solo puede aumentar la moral del trabajador, sino que también puede reducir el sedentarismo y la fatiga durante todo el día.

Caminar durante los descansos

Si tienes un horario de trabajo flexible, considera la posibilidad de dar un paseo después del almuerzo en lugar de quedarte en tu escritorio. Si no tienes la opción de trabajar a distancia, incluso dar una corta caminata mientras esperas en la cola de la máquina expendedora puede ser beneficioso para tu salud física.

Transforma tu escritorio

Al hablar de salud física en la oficina, no puedes ignorar la ergonomía del mobiliario de oficina. Muchas personas pasan largas horas en sus escritorios, lo que puede provocar dolores musculares y de espalda. Si tu empresa no ofrece un mobiliario ergonómico, considera ajustar la altura de tu escritorio y silla, o comprar una silla de oficina recubierta en malla para mejorar la circulación sanguínea y reducir la tensión muscular.

Como puedes ver, hay muchas maneras en que tu empresa puede ayudarte a mejorar tu salud física. Incluso pequeñas mejoras en la dieta y el ejercicio pueden tener un gran impacto a largo plazo. Así que habla con tu empleador sobre la posibilidad de implementar pequeños cambios en la oficina que puedan mejorar la salud física de todos los empleados.

Descubre las 10 canciones favoritas de Elon Musk que potenciaron su creatividad y liderazgo
LEER
Subir

Este sitio web utiliza cookies para ofrecerle una mejor experiencia de navegación, si continua en navegando consideramos que acepta su uso.